Por si no teníais suficiente con uno, vamos.

29 jun. 2010

Bueno, no se me dan bien las presentaciones de este tipo, pero un esfuerzo tendrase que hacer.

Soy la mano derecha de Méndez, regidor de este absurdérrimo blog.

Aunque se que hay gente en común que nos conoce a ambos más o menos, me identificaré mejor para aquella gente la cual se esté preguntando ahora mismo quién es el gilipollas que ha hackeado la cuenta de blogger de Méndez y ha permitido que pueda saquearle.

Calma, vengo en son de paz y vosotros ireis y os lo creereis

¿Quién soy?

A grandes rasgos, un contacto cibernético amigo de aquí el creador el cual se ha pasado a su bando, en parte.
Mi nickname en todo internet es Caym, CayMetal en algunas redes sociales.
Mi nombre real... bueno, me llaman Enri. Dejémoslo ahí.

¿Qué coño pinto aquí?

Méndez, en su afán por dominar esta mierda de planetoide, pretende conseguir asiduos que le ayuden a destruir vuestras inocentes mentes. ¿Y qué mejor que yo como ayudante para extorsionaros la mente?

¿Qué haré?

Simplemente, publicaré yo también entradas por mi cuenta a mi criterio (dentro de lo que cabe, también sea dicho). Aunque Méndez y yo podamos discrepar tanto en opiniones como puntos de vista y demás, tenemos similitudes y muchas cosas en común, así que tampoco voy a publicar el polo opuesto de sus entradas ni nada así de raro.

¿Con cuanta frecuencia hará cada uno entradas ahora?

Méndez suda de todo y seguirá haciendo entradas a su bola como siempre. Yo también haré algo dentro de lo posible, no obstante, yo no voy a hacer tantas entradas ni con la misma frecuencia que Méndez, ya que:

-Aparte de este, tengo otro blog, A Look To The Dark Side (el cual pretendo sacar del charco de barro, y por lo tanto seguiría dos blogs. No, espera... ¿uno y medio? Bah, es igual.
-Soy un vago redomado.
-Es posible que me ponga a currar dentro de poco.
-Es verano.
-Sudo de vosotros.


No tengo más que informar, al menos por el momento, así que de momento, os vais a joder con mi existencia. Y tanto.

Sore ja~
READ MORE - Por si no teníais suficiente con uno, vamos.

Méndez juega, la Odisea: Nocturne I

27 jun. 2010


Por fin he tenido la suerte de conseguir el Nocturne. Y qué menos que, siendo un juego tan bien aclamado dentro de la saga de Megaten, dedicarle una parte del blog a comentar mi recorrido y experiencia con tamaña obra maestra. Esta es la primera parte.

Tras una apoteósica introducción, empiezo una partida nueva. Tras esto, lo primero que veo es la silueta de una mujer, que entre varias indirectas de una posible destrucción del mundo, me permite introducir el nombre de mi personaje y el de la propia mujer (En esta ocasión, lo dejé como estaba: Yuko Takao).

Una vez pasada esta parte, por fin consigo el control de mi personaje. Parece ser que me encuentro en una estación de metro. Esperemos que no vaya a suicidarme (Jo, jo, humor japonés). Al moverme un poco recibo un mensaje en el móvil. El mensaje en cuestión es de un supuesto amigo del protagonista, al que también tengo que nombrar, siendo el nombre original Isamu Nitta. Vaya, hombre, acabo de empezar y ya llego tarde a mi cita. Salgo de la estación y me dirijo hacia el parque Yoyogi.

Ya en dicho parque, me encuentro con un nuevo personaje, Jyoji Hijiri. Una pena que no le pueda cambiar el nombre a este, me resulta impronunciable. Como sea, se presenta como un periodista y me da una de sus revistas, la Ayakashi Montly. Tras una pequeña conversación trivial con Hijiri, recibo una llamada por parte de una amiga, Chiaki Tachibana y resumiendo, que vaya cagando leches al centro médico de Shinjuku. Pues nada, vamos para allá.

 Este es mi personaje. ¿Por qué esos pantalones se me antojan tan gays?


Shinjuku Medical Center

Llegamos al hospital. No es exactamente un hospital, pero para abreviar. Vemos a Chiaki y hablamos con ella. Parece ser que el hospital está desierto. Genial. La primera vez que entré en un hospital de un juego de Megami Tensei, acabé huyendo mientras sobrevivía a un apocalipsis zombie con enfermeras y cirujanos putrefactos. Ríete tu de Silent Hill.

Que no cunda el pánico, vamos. No puede pasar nada malo. Dejamos a la chavala entretenida con la revista que nos dió el Hijiri y subimos al segundo piso. En teoría, debo de encontrar a Isamu rondando por aquí. Tal como imaginé, me lo encontré en uno de los cuartos. Tras una conversación con él, empezamos a situarnos un poco. Parece que hemos venido aquí a visitar a nuestra tutora, Yuko Takao, que se encontraba ingresada. Pero no parece haber nadie por ningún lado. Por lo que esto empieza a darme mala espina. Regresamos con Chiaki, puesto que no es de caballeros dejar a una dama sola.

Una vez en el hall principal, Chiaki nos cuenta que ha leído en la revista sobre un culto satánico que quería destruir el mundo para después volverlo a construir y varios escalofriantes rumores sobre el hospital en el que nos encontramos. Vale, algo pasa en Shinjuku. ¿Y ahora qué? Me mandan a explorar el sótano, su puta madre.

Pues nada, al sótano. Ni que me fuera a encontrar con Metatron nada más empezar. Centrémonos. Comienzo a correr por el sótano, y en una de las habitaciones nos encontramos con Hikawa, el mandamás de la secta que aparecía en la revista. O eso parece. Porque tampoco da mucho tiempo a relacionar conceptos, Hikawa invoca a un demonio gigantesco y amenaza con liquidarnos. Por suerte, en el último momento aparece la mismísima Yuko y nos salva de una nefasta muerte.

Sigo a Yuko hasta la azotea, y nos cuenta el destino del mundo. Efectívamente, el mundo será destruido (¡Bien!) y renacerá como uno totalmente nuevo. Sólo las personas que se encuentren en el hospital y Chuck Norris sobrevivirán a la catástrofe. Este fenómeno se conoce como la Concepción. Entonces contemplo esta destrucción de la humanidad con total indiferencia. Me desmayo. Una vieja y un niño rarito me inyectan un bicho/virus/artefacto/cosa rara de la hostia en plan Matrix que me transforma en semi-demonio.

¿Por qué tengo que seguir con los mismos pantalones de mierda?


Despierto en lo que parece una habitación del mismo hospital, esta vez con un toque más sangriento. Salgo al pasillo y comienzo a explorar el terrero y a interactuar con los nuevos habitantes del mundo, las almas. Encuentro varios objetos, una sala de curación (me la memorizo bien, seguro que luego la necesito) y una sala con un extraño artefacto donde puedo guardar la partida. En esta última, me encuentro con Hijiri, el cual parece que sigue vivo. Éste comenzará a investigar el dicho artefacto mientras nos envía a encontrar una salida por donde escapar. Tras otra vuelta por el sótano, sin pistas de ninguna salida o de Isamu o Chiaki, decido subir a la planta baja. Pero en cuanto intento acceder al ascensor, el escenario cambia drásticamente.

En lugar de entrar al ascensor, como cabía esperar, soy transportado a un nuevo pasillo del hospital, el cual ha dado un cambio radical, pareciendo ahora el mismísimo infierno, lleno de fuego, oscuridad y todas esas cosas tan bonitas que suele tener un infierno.

Por suerte, no dura mucho. Lo único que tengo que hacer es avanzar un poco y eliminar a unos pocos demonios. Todo volverá a la normalidad, con el único cambio de que ahora el hospital estará dominado y controlado por demonios.

La apariencia y la estructura del hospital siguen siendo la misma, por lo que no tengo problemas para guiarme. Por fin llego a la planta baja, y me encuentro la salida principal completamente derrumbada. Reuniendo información, descubro una supuesta salida en el anexo del hospital, pero para acceder a él necesito una tarjeta ID. Ya en el segundo piso, decido aliarme con una Pixie que también quiere escapar del hospital, por lo que se convierte en mi primer demonio.

¡Yay, demonias sexys!

Pixie siempre ha sido un enemigo muy recurrente, hasta ha llegado a ser seleccionable como Persona más tarde. Sus habilidades básicas son las de curación (Dia, Patra) y magia ofensiva de tipo eléctrico (Zio). Como mi personaje por el momento se limita a las técnicas físicas, Pixie me viene bien.

Pixie me informa de que la tarjeta ID ha sido robada por los Pretas, un tipo de demonio. Nos dirigimos a una habitación cerrada, y tras un breve interludio, consigo acceder y acabar con los Pretas. A partir de este punto, comenzarán los combates aleatorios y el Kagutsuchi comenzará a hacer efecto, como viene siendo clásico en la saga.

Me dedico a levear un poco, y a reclutar algunos demonios más, incluyendo un Petra, un Kodama y una Hua Po.

 ¡Yay, más demonias sexys!

Bueno, accedo por fin al anexo del hospital y descubro la salida, pero se encuentra protegida por el temible Forneus. Forneus también es un viejo conocido, por lo que no le tengo miedo a estas alturas.

Avanzo un buen trecho más, y descubro otra sala de curación y otro artefacto para guardar. Hechos los preparativos, me dirijo a pelear con Forneus.

Lo único digno de mención de este enemigo es gran cantidad de salud, que creo que ronda los 500 HP (La media de salud de mi equipo son unos 60 o 70 HP). Por suerte, sus ataques se limitan a Bufu y Mabufu. Magia de hielo, para los que no estén habituados. Total, que apenas me logra quitar unos 10 HP por ataque, y teniendo a Pixie y Kodama, healers por excelencia, no supone ningún problema. Algo decepcionado por el tan poco poderoso enemigo, salgo del hospital.

Tras salir al mundo exterior, me encuentro con los tipos que me transformaron en demonio. Me explican un montón de chorradas que ya sé o que no me sirven de nada y se largan como vinieron. Tiempo al tiempo, y todo empezará a tener sentido.

Avanzo hasta lo que es el nuevo parque de Yoyogi, lugar donde debo acompañar a Pixie.


Yoyogi Park

Aquí puedo hacer dos cosas. Despedirme de mi Pixie para siempre o persuadirle para que me siga. Elegí la segunda opción, su magia Zio me resultaba utilísima, ya que no pude reclutar un Shikigami (Otro demonio eléctrico).

Una vueltecita rápida por el parque, para recoger los objetos que suele haber desperdigados por ahí y decido mi siguiente destino, Shibuya.


Shibuya

No tuve que caminar mucho para llegar. En este mundo, Shibuya ha quedado reducido a una pequeña plaza con dos subterráneos.

Uno de los subterráneos es un enorme centro comercial con tiendas, salas de curación, artefactos para guardar y una catedral de sombras. En estas catedrales es donde se fusionan los demonios para obtener mejores aliados. Ya que tenía la ocasión, fusioné a Pixie con Petra y conseguí a Lilim.

 
¡Yay, todavía más demonias sexys!

Tras otro garbeo y ronda de reclutamiento por el subterráneo, comencé a recopilar información. Parece que un humano había conseguido llegar a Shibuya. Ya en el hospital había rumores de que otro humano había escapado de Forneus, por lo que me pareció verídico y me acerqué al lugar donde decían que estaba dicho humano, el Club Inferno (Típico, ¿no?).

Llegué y, ¡tachán! Allí estaba Chiaki, bastante deprimida por la destrucción del mundo. Tras hablar con ella, se largará a intentar hacer que el mundo vuelva a estar como antes. Jo, y se va sin mí. Bueno, da igual. Ya que estoy en el pub, hablo con los clientes para averiguar mi siguiente destino.

Una Nekomata parece tener información sobre una secta nueva, dirigida por un humano. Bien podía ser Hikawa, por lo que le insisto sobre el tema. Pero como los demonios son como son, debo derrotarla antes. Vaya por Dios.

¡Yay, más y más demonias sexys!

Tras el combate, me informa de la nueva secta, la Asamblea de Nihilo, que opera en Ginza. Ya tenemos destino, manos a la obra.

Haciendo los preparativos y compras varias, descubro de nuevo de Hijiri en la sala del artefacto en Shibuya. Éste me explica que esos artefactos están conectados a la Amala Network, por la que se pueden teletransportar a otros puntos previamente visitados y llegar a otros nuevos. También me ordena, como es típico en él, que me dirija a Ginza a recopilar información sobre la Asamblea y Hikawa. Pensaba ir de todas formas, así que seguiré el consejo de Hijiri e iré por la Amala Network.

Iré, sí, porque en este punto guardé partida y terminé mi tarde videojueguil. Más aventuras, retos, emociones y demonias sexys en la próxima parte.

Y un Metatron de regalo.
READ MORE - Méndez juega, la Odisea: Nocturne I

Yo puedo hacer mejores juegos que Activision.

23 jun. 2010

Bueno, vale. En realidad debería decir: Yo puedo hacer mejores Guitar Hero que Activision. Pura estética. Y, eh, no me da ningún pudor demostrarlo. Igual no lo sabeis, pero Guitar Hero si no está, poco le queda para caer en la quiebra. De hecho, lo más probable es que el 6, el Warriors of Rock, sea el último. Gracias, Chuck.

Activision perdió el norte hace tiempo. Seré breve. Guitar Hero, chachi. Guitar Hero 2, chachi. Guitar Hero 3, chachi. Guitar Hero 4, plof. Guitar Hero 5, catacroc.

Y este Guitar Hero 6 me da mala espina. Han anunciado unas pocas canciones y pinta demasiado decente. Extraño. Seguro que luego colarán canciones de Tokio Hotel, de Miley Cyrus, de Rihanna, de Daddy Yankee y, representando el buen rock 'n' roll español, ¡Los Chichos! Tiempo al tiempo, que se suele decir. Al menos, no es tan malo como la pifiada de Rock Band, que ha tenido el valor, el coraje, la osadía y la alevosía de incorporar un maldito tema de Juanes en su nueva entrega. Tu tendrás la camisa negra, pero yo lo que tengo es el humor negro. Y los cojones, también. Como los putos pulmones de un fumador.

Agh. Esto es un completo asco. No puedo permitirlo. Vamos a ver, que de Guitar Hero y de Rock Band sólo tienen el nombre, porque en uno las canciones las puedo tocar con una jodida mano y en el otro de rock hay más bien poco. Actualmente, al menos.

Por lo que, me he propuesto hacer yo mi propio y utópico pseudo Guitar Hero. Claro que sí.


Me gusta como suena.


En Méndez Hero sólo hay un nivel de dificultad: el Épico. En el menú principal sólo habrá dos opciones: Tocar o apagar la consola. Y olvídate de esa tontería de crear tu personaje y ponerle ropita molona. Simplemente podrás elegir entre Kurt Cobain y Stevie Ray Vaughan, y como mucho a Freddie Mercury si te atreves a desentonar mis magníficos temas cuidadosamente seleccionados. Sí, están todos muertos, así que en el juego aparecerán como zombies con motosierras. Oh, y el juego se bloqueará automáticamente si detecta que el volúmen de tu televisor puede subirse aún más. Es más, el juego se bloqueará y te romperá completamente la consola si fallas una maldita nota. ¿No te parece bien? Pues no lo compres. Vamos a dejar algo claro. A Méndez Hero se viene a sufrir. A sudar sangre. A romperte todos y cada uno de los dedos en las canciones. Obviamente, no por eso las canciones serán imposibles de tocar, o excesivamente difíciles (que también habrán), Méndez Hero intentará ser un reto sin dejar a un lado la supuesta diversión. Los temas, siguiendo la línea clásica de los pocos juegos decentes de la saga original, estarán ordenados más o menos por como a mí me salga de los cojones, teniendo su escenario propio y su título nada gracioso incluido. ¿Canciones? En diez minutos puedo hacer un mejor tracklist que Activision en medio año. ¿No te lo crees? Ahora verás.


Nivel 1 - Hola, esta es la primera vez que juego a Méndez Hero y me gustaría empezar poco a po... OH DIOS SANTO.

Swim - In Flames
Ocean land - Orphaned Land
Tears don't fall - Bullet for my Valentine
I just got this symphony goin' - The Fall of Troy


Nivel 2 - ¿No quieres sopa? Pues toma dos cazos.

Smoke on the Water - Deep Purple
I want it all - Queen
Youth gone wild - Skid Row
Won't get fooled again - The Who


Nivel 3 - En mi pueblo el que menos se ha follado una vaca.

Back in Black - AC/DC
Hallowed be thy name - Iron Maiden
Speed of Light - Stratovarius
The Call of Ktulu - Metallica


Nivel 4 - Soy español y lo más heavy que he tocado en un Guitar Hero ha sido 'La Bamba'.

Contra el viento - Warcry
Te seguiré - Estirpe
Malas noticias - Los Suaves
El Monte de las Ánimas - Saurom


Nivel 5 - Las típicas canciones que suelen salvar a las 80 restantes en un Guitar Hero.

Opium of the people - Slipknot
Lonely day - System of a Down
The Hell Song - Sum 41
Age of the Fifth Sun - God is an Astronaut


Nivel 6 - En realidad es ahora cuando empieza lo bueno.

Metal Gods - Judas Priest
Cosmik Debris - Frank Zappa
Manic Depression - Emilie Autumn
Dying in your arms - Trivium


Nivel 7 - EPIC LEVEL IS OVER 9000!!!

En este nivel, un rayo láser destruye la Tierra y tocas en la Estrella de la Muerte con un grupo de mechas. El Getter Robo a la guitarra, el King Gainer en el bajo, el Z Gundam en la batería, y Mazinkaiser al micrófono.

Hate me! - Children of Bodom
Vinushka - Dir en Grey
Gravemakers and Gunslingers - Coheed and Cambria
Eudaimonia Overture - Paul Gilbert


Si consigues completarlo entero, desbloquearás un mini-juego en el que disparas Getter Beams a los personajes de Naruto.

Así que sólo me resta decir: CHÚPATE ESA, ACTIVISION.

¿Qué, te creías que era mentira?

READ MORE - Yo puedo hacer mejores juegos que Activision.

Los 13 mejores videojuegos RPG según Méndez.

21 jun. 2010

¿Y por qué trece? Para poder abarcar todas las entregas y sagas de las que me interesaba tocar en esta ocasión. Porque francamente, me resulta bastante triste no haber hablado demasiado (quitando algunos halagos sobre Persona y algunos puteos cariñosos a Final Fantasy) sobre lo que, en un principio, más debería conocer y predicar, los RPG. Aprovechando este pseudocomienzo de las vacaciones, daré con esta clasificación un poco mi visión global, sobre de lo que más adelante me explayaré mucho más. No creo que haga falta recordar que esto mi maldito punto de vista. ¿Tienes otra visión, otros juegos que, según tú, deberían haber entrado en la clasificación? Me da exactamente igual. Sin más preámbulos, vamos con los 13 mejores RPG según Méndez.


Número 13 - Final Fantasy IV (1991, SNES)

 

Final Fantasy IV es uno de los juegos más importantes en la historia de Squaresoft. Fué el que intentó asentar las bases para las futuras entregas. Incluyó el sistema Active Time Battle, el sistema de combate clásico de la saga, y que sirvió para muchos otros videojuegos. También fué el primero en incluir una historia compleja y profunda, llena de giros, sorpresas y demás parafernalia. De hecho, es por su historia y argumento por lo que se le considera como uno de los mejores juegos. Todo esto cuenta con el trabajo de Nobuo Uematsu que rompió todos los esquemas debido a las muchas nuevas posibilidades que ofrecía la SNES, saliéndose totalmente de lo que solía componer para NES.

En Final Fantasy IV nos metemos en la piel de Cecil, el capitán de los Alas Rojas de Baronia. Cecil ha jurado lealtad al rey, pero últimamente los actos de éste son fríos, crueles y sangrientos, por lo que intentará pedirle explicaciones. El rey lo releva del cargo y lo envía a llevar un anillo al pueblo de Mist. Lo que Cecil no sabía es que esto no era más que otra trampa genocida. Y ahí empieza la aventura.

En definitiva, podemos afirmar que Final Fantasy IV es de lo mejorcito que ha podido crear Square. Es una excelente forma de empezar con la saga, pues además de ser una magnífica opción, está disponible para muchas plataformas: SNES, GBA, PSX y DS. Por lo que no tienes ninguna excusa para perdértelo.


Número 12 - Pokémon Oro y Plata (1999, Game Boy Color) 


Prejuicios. Principal problema que presentan las nuevas generaciones y que ensombrece el buen pasado de una de las sagas más maltratadas de todos los tiempos.

Pokémon sufre el mal de lo moderno. Uno de los pensamientos más idiotas y estúpidos que puedan existir. Es normal, todas los adolescentes y jóvenes de hoy en día creen que cuanto más moderno sea algo, mejor. Sumado a la pésima y avergonzante publicidad que recibe, de mano de una serie de animación que es más mala cada día que pasa, y gracias a las nuevas manganizadas y amorfas criaturas, Pokémon tiene muy mala reputación. Pokémon no puede llegar a nada más. El problema de estirar demasiado algo es que si no tienes cuidado y lo sueltas, te puedes hacer daño. Pokémon, a nivel actual, sufre de la misma forma que sufre Gundam, Final Fantasy y cualquier serie o videojuego.

Y por eso coloco a Pokémon Oro y Plata, y no a Rojo y Azul, en esta clasificación. Porque fué la cima de la franquicia, la culminación de las mejoras y novedades, el principio del final, un videojuego que marcó a millones, y que nunca será olvidado. Actualmente, Game Freak sigue su senda de la perdición con los nuevos engendros de la quinta generación. Sayonara.


Mención especial - Dragon Quest Monsters Joker: una patada en la cara a Pokémon.

No me gustaría irme sin hablar antes del nuevo y perfecto sustituto de Pokémon. Dragon Quest Monsters es la vuelta a la tortilla de la saga, en la que deberás reclutar a los monstruos y enfrentarlos en un torneo, tapadera que utilizará el villano de turno para intentar traer el caos al mundo. 

A pesar de ser un juego para DS, sus gráficos en 3D son muy competentes, el diseño de los monstruos supera con creces a los patéticos pokémon y presenta un sistema de fusión muy interesante. Además, la historia se hace entretenida y la jugabilidad sigue la línea de los clásicos Dragon Quest. Por lo que este juego significa una patada en la cara a Pokémon. La segunda entrega ya ha salido en Japón y no tardará en hacerlo en América y Europa, lo que podría significar una supremacía constante frente a Game Freak.


Número 11 - Kingdom Hearts II (2005, PS2)

 

Puede que haya algo de controversia con este. Kingdom Hearts, efectívamente, no es tu típico RPG de batallas por turnos y grupitos de guerreros que se recorren el mundo matando bichos gigantescos. Muchos no consideran a Kingdom Hearts como RPG por este tipo de cosas. Y yo les pregunto: ¿acaso Tales of, uno de los RPGs más admirados y cotizados, tiene batallas por turnos? Claro que no. Tiene muchos elementos de juegos más de acción y lucha, pero es un RPG, sin lugar a dudas. Este Kingdom Hearts II en realidad debería haber sido el III, ya que se sitúa tras los hechos de Chain of Memories, el segundo juego de la saga, para GBA. Esto no es verdaderamente relevante, es un dato que me extraña desde hace tiempo.

La saga de Kingdom Hearts es ya bastante amplia, y todos la conocen aunque sea de oídas. Así que, mis motivos de por qué merece aparecer en esta entrada no van a ser nada que no se haya dicho. Kingdom Hearts II continúa una historia original, divertida y áltamente épica, que sorprenderá a los que lo subestimen por ver a Donald y Goofy en la portada. Además, esta entrega es más larga, con más mundos y con más opciones a la hora de combatir, mejoras como el comando de reacción y los modos de fusión, nuevas habilidades y enemigos, que le dan un nuevo punto de vista a una saga que, al contrario que Pokémon, va creciendo con el paso del tiempo.

Un juego moderno para nostálgicos.


Número 10 - Fire Emblem: The Sacred Stones (2004, GBA)




Fire Emblem es un juego clásico. Fire Emblem tiene unos gráficos clásicos, una música clásica y una jugabilidad clásica. Desde sus primeras andaduras en la época de NES y SNES, ha ido evolucionando muy poco a poco, lento, pero seguro, sin perder para nada su espíritu. The Sacred Stones es mi entrega favorita de Fire Emblem, por el momento. Por ser la que más posibilidades permite a la hora de desarrollar tu ejército, por ser la que más enemigos y monstruosas criaturas presenta, por ser un juego con varias historias que seguir y por ofrecer desafíos y contenido extra tras completarlo.

Fire Emblem es, para variar, un RPG táctico. Un RPG táctico muy difícil, por todas las cosas que debes tener en cuenta antes de liarte a palos con los malos. También es muy frustrante, es uno de los juegos contra los que más puedes despotricar. Además de tener la ventaja de ser portátil, no necesitas guardar la partida durante los combates, se guarda automáticamente tras cada movimiento, por lo que es lo más cómodo y práctico que podrás encontrar. Porque, como igual puedes aventurar, los combates son largos. ¿Has visto 300? No se aleja mucho.


Mención especial - Shin Megami Tensei Devil Survivor: seis formas de destruir el mundo.

Devil Survivor me ha parecido un mejor juego que su sucesor, Strange Journey. Cuenta con una de las historias pre-apocalípticas más geniales e increíbles que hayan existido en los videojuegos, y además, posee seis finales diferentes que no dejarán indiferente a nadie. Uno de sus puntos más interesantes es la posibilidad de crear, contratar o fusionar tu propio equipo de demonios, dentro de las muchas posibilidades y combinaciones posibles (prueba a usar Chaos Wave con Double Up y serás virtualmente invencible).

Un juego que se aleja de la habitual y ordenada línea de acontecimientos de la mayoría de RPG para dejarte construir tu propia odisea, mientras combates a muerte por sobrevivir en un Japón destruido, corrupto y lleno de demonios infernales. A veces me pregunto por qué no lo he incluido en el ranking, es uno de mis favoritos.


Número 9 - Dragon Quest III (1988, NES)


La tercera entrega de Dragon Quest es considerada como la piedra angular de la saga. Causó tal furor, que tres años más tarde fue lanzada otra versión mejorada para NES, en 1996 se adaptó con unos nuevos e increíbles gráficos a SNES y finalmente en 2000 apareció una versión portátil para Game Boy Color. Y probablemente muchos fanáticos más conocedores de la materia que yo me maten al saber que personalmente considero que hay otro Dragon Quest mejor que este. En cualquier caso, estamos frente a un juego legendario en Japón.

Dragon Quest III fué uno de los pocos (si no el único) RPG por aquella época que ofrecían total libertad a la hora de crear tu protagonista y grupo de guerreros, pudiendo definir su nombre, sexo, profesión, personalidad y características iniciales. Otro punto interesante es el hecho de que permitía crear guerreros de reserva, por si te aburrías de los que manejabas. Y es que desde siempre, esta saga es conocida por hacer un mayor énfasis en los personajes y posibilades a la hora de combatir. Dragon Quest nunca ha sido recordada por sus historias, gráficos o sonido, pero esta es una de las excepciones, llegando a mantener un nivel muy competente que en su día se atrevió a hacerle sombra a las primeras apuestas de Squaresoft.

Actualmente, continúo jugando de vez en cuando a la versión de SNES. Y si hay algo de lo que estoy seguro, es que Dragon Quest III es una joya imperdible que todos debemos de probar algún día.


Número 8 - Final Fantasy Tactics (1997, PSX)


Por Final Fantasy Tactics, entendemos el primero que lanzaron para PSX y el remake para PSP, The War of the Lions, de 2007. No hay que confundirlo con los Tactics Advance de Nintendo.

Final Fantasy no quería desaprovechar el boom de los RPG tácticos que empezó a explotar Fire Emblem, por lo que se sacaron esta maravilla de debajo de la manga. En esta ocasión manejamos a nuestro grupo de guerreros en batallas por turnos, pero a diferencia de la competencia de la época, Tactics se limitaba a enfrentar a dos pequeños grupos de unidades, normalmente cinco o seis. ¿Por qué tan pocas? Porque el juego hacía hincapié en cada uno de esos personajes, dando libertad en su oficio, e incluyendo diversas habilidades y tácticas, lo que lo distanciaba del clásico Atacar - Defender de por ejemplo, el ya mencionado Fire Emblem. Todas estas mejoras y pulimentos eran un paso más allá del resto, pero no lo es todo. Estamos hablando de Squaresoft. Final Fantasy Tactics no fué la excepción en cuanto a buenos gráficos y banda sonora, que aunque Uematsu no trabajó en ella, siguió recibiendo muy buenas críticas.

También cabe añadir su considerable nivel de dificultad y duración, algo que convertirá el juego en un buen desafío.


Mención de consolación - Final Fantasy Tactics Advance: simplificar no siempre es bueno.

Final Fantasy Tactics Advance fue el primer Final Fantasy que me pasé, y uno de los primeros que me llegó a gustar de verdad. Es una pena el no poder, por puro criterio, incluirlo en el top.

Tactics Advance es un excelente juego, pero significa un pequeño paso atrás en comparación al primer Tactics, puesto que ofreció una historia más infantil y sencilla de seguir, un sistema de juego más fácil y una simplificación en general de lo que se consolidó en los años noventa. De todos modos, al ser entretenido y relativamente fácil de jugar, resulta siempre agradable como videojuego alternativo.


Número 7 - Golden Sun (2001, GBA)


Bienvenido al viaje más épico que jamás podrá albergar una consola portátil.

En esta ocasión, encarnamos al jóven Hans, un guerrero que perdió a su padre en una gran tormenta que ocasionó una avalancha que destruyó medio Tale hace varios años. Mientras los enemigos van trazando sus oscuros planes, Hans se ve acorralado con sus amigos en el Templo Aleph, y accidentalmente despiertan el poder de las Piedras Elementales y los Djinns, por lo que deberán partir por todo el mundo para recuperarlas y detener la destrucción del mundo.

Golden Sun se caracteriza por los muchos puzzles que incorpora, que deberemos resolver o bien usando nuestra cabeza o utilizando la Psinergía, unos poderes psíquicos capaces de mover y levantar piedras, congelar el agua, leer la mente y cosas similares. También se encuentran algunos de los combates más épicos en la historia de las consolas portátiles, el desafío está siempre presente. A la hora de combatir, existen muchas posibilidades, como poder acabar con el enemigo a guantazos, emplear poderosas psinergías y habilidades, acribillarlos con los djinns o bien desatar el poder de las invocaciones. En pocas palabras, más variedad que en muchos otros juegos.

Es de lo mejor que ha salido para GBA. Lo único malo del juego es...


Mención no especial - Golden Sun II: La Edad Perdida: no, simplemente no.

La jodida secuela. Estamos frente a la mayor cagada en la historia de los videojuegos.


Mención especial - Lufia II: Golden Sun no fue pionero.

Muchísima gente desconoce uno de los RPG que más influencia tienen en los juegos modernos. A Lufia II le faltó un poco de perfeccionamiento, y podría codearse con los grandes en esta entrada.

Y es que Lufia II, se arriesgó al mezclar la temátia clásica de RPG con una gran multitud de acertijos y puzzles sencillos, cosas simples que muchas veces consistían en disparar con el arco, mover pequeños pilares y piedras, pulsar interruptores, crear puentes o abrirse paso entre la maleza. Esto le añadía un toque de color muy distintivo a un juego que, de no haberlo tenido, hubiera pasado bastante desapercibido.


Número 6 - Dragon Quest VIII (2004, PS2)


La segunda y última aparición de Dragon Quest en mi Top 13.

Dragon Quest VIII apareció en España totalmente traducido, por lo que igual te resulta familiar. Esta entrega narra la epopeya de un héroe que logra sobrevivir a una maldición que el villano, Dhoulmagus, lanza sobre el castillo de Trodain, convirtiéndolos a todos en espinos y destruyéndolo casi en su totalidad. El Rey Trode y la princesa Medea también han conseguido sobrevivir, pero han quedado transformados en una especie de ogro y una yegua respectivamente. El Héroe se embarca con ambos en un viaje lleno de revelaciones, algún que otro giro dramático, emociones y energía GAR a raudales.

Personalmente, creo que es el mejor Dragon Quest hasta la fecha. No es por los gráficos, ni por las muchas novedades que incorpora, ni por la delantera de Jessica. Es por la gran libertad que ofrece. Un mundo enorme, enorme, imposible de explorar en su totalidad de lo grande que es. Muchas veces me he perdido en su inmensidad. Menos mal que el tema que suele acompañar esta exploración es igualmente épico.


Si bien el argumento llega a ser simplón a veces, el resto del juego sabe compensarlo sin perder un sólo instante. En definitiva, Dragon Quest VIII sabe mantener su espíritu clásico y adaptarse a las consolas modernas. Es otro juego que no te puedes perder por nada del mundo. 


Número 5 - Final Fantasy X (2001, PS2)


Siempre he visto a Final Fantasy X como una leyenda. Y ahora que he podido jugarlo a fondo y sacarle todo el jugo, puedo corroborarlo sin ningún pudor. Nos encontramos frente una de las historias mejor elaboradas de todos los RPG.

Tidus es nuestro atípico protagonista que se ve arrastrado unos mil años en el futuro. A partir de aquí, tendrá que adaptarse y buscarse la vida como pueda, hasta que finalmente conocerá a la invocadora Yuna y viajará con ella y el resto de sus guardianes hasta los confines del mundo en busca del Eón supremo. Pero la vida no es de mazapán, y tras este sencillo propósito, se esconden las más crudas realidades. 

Final Fantasy X deja a un lado su típico sistema de combate para regresar a una nueva perspectiva del modo de turnos clásico, añadiendo varias mejoras que lo cambian por completo. Se eliminan por completo los niveles y se añade el sistema del Tablero de Esferas, con el que vas mejorando tus estadísticas y aprendiendo nuevas habilidades mediante esferas que consigues combatiendo. Dentro de este tablero, puedes seguir el camino que tu quieras, por lo que puedes hacer que Auron (en un comienzo guerrero, hostias como panes, poder mágico nulo) aprenda a usar magia y desvirtuarlo a tu gusto. Aunque esto no siempre es bueno, pero es un detalle que me encanta.

Dentro de los combates, además, se incorpora la posibilidad, sobre todo durante peleas contra jefes, de utilizar ciertos Comandos Extra, que permiten realizar acciones que no están disponibles normalmente, como emplear elementos externos para atacar, interactuar con el enemigo, y cosas de ese estilo. También puedes cambiar de personaje durante la batalla, lo cual es una interesante forma de afrontar los muchos desafíos que también te ofrece este juego.

¿Cuál es el problema? Final Fantasy X fue y es criticado por su historia prácticamente lineal. En su defensa podemos limitarnos a recordar la magnífica historia de la que estamos hablando, y mencionar varios retos y desafíos extra, además de varios minijuegos como el bliztbol. Puede que Final Fantasy X, comparado con otros juegos de la saga sea más lineal, pero eso no siempre es un punto negativo. Como si en Final Fantasy VII pudieses desbloquear un final alternativo en el que Yuffie y Cloud mantienen relaciones sexuales. Así que menos humos.


Número 4 - Final Fantasy VI (1994, SNES)


Mira que me fastidia colocar tantos Final Fantasy en la entrada. Vale que actualmente Square Enix sean unos malditos gilipollas engreídos, pero antes sí que sabían hacer las cosas bien. Final Fantasy VI debería ser su obra más representativa.

Siempre me ha parecido el mejor por su argumento, por sus personajes y por su jugabilidad. Además de tener el honor de albergar al malo más malo en la historia de los videojuegos, el loco, malvado y genocida Kefka Palazzo. Tampoco es que sea nada que no se haya dicho, si buscas un poco por Internet vas a leer lo mismo en todos sitios. Por lo que seré breve. Final Fantasy VI le pega 513.984.109 a cualquier otro Final Fantasy. Y el sprite medio pixelado de Terra es más atractivo que cualquier fan-art de Tifa. No se hable más.

En realidad, si no has jugado a este juego, no eres nadie. Nadie.


Número 3 - Kingdom Hearts (2002, PS2)


Creo que este es el más polémico de todos los que he puesto, pues es muy difícil determinar qué Kingdom Hearts es el mejor. Por lo que mis motivos de éste son más bien nostálgicos.

Cuando me encontré con Kingdom Hearts por primera vez, no tenía demasiadas esperanzas en él. ¿Una mezcla de Disney con Final Fantasy? Resultaba cómico. Por aquella época apenas había empezado a jugar a Final Fantasy X y X-2, pero aún así le di una oportunidad. Cuán grande resultó mi asombro a los pocos minutos de comenzar la partida. Todos conocemos este juego, así que me ahorro las explicaciones.

Hay que admitir a que principalmente lo he colocado en una posición tan alta debido a que fue el juego de mi infancia. Todos aquellos momentos que yo pude pasar con este disco se me han quedado grabado a fuego en la memoria. Es además, uno de los primeros juegos (si no el primero) que he conseguido completar, y me chupé los créditos enteros para comprobar si, realmente, había concluido. Me dió una pena terrible.

Pero a pesar de todo, ya sea objetivo o subjetivo, el primer Kingdom Hearts (como el segundo, pero ligeramente en menor medida) es uno de los mejores videojuegos para PS2 que existen.


Mención especial - Tales of Phantasia: ¿Mi turno? ¿Qué turno?

Tales of Phantasia es un juego importante dentro de los RPG. No por ser el título que iniciara otra muy buena saga de videojuegos, sino por ser uno de los precursores clásicos dentro de la originalidad de los RPG, al no poseer batallas por turnos. Los personajes no estaban limitados al tiempo, sino que tu podías moverte, atacar y utilizar objetos con total libertad. Eso sí, sólo podías controlar a un personaje directamente, los demás eran manejados por unos criterios que tu configurabas antes del combate. 
Por su innovador sistema de combate y por ser el primer RPG que incorporó voces sintetizadas en la SNES, Tales of Phantasia debía ser mencionado, sin lugar a dudas.


Número 2 - Shin Megami Tensei: Persona 3 (2006, PS2)


Persona 3 es uno de los juegos más reconocidos de Atlus. Y es que su compleja historia no tiene nada que envidiarle a Satoshi Kon o David Lynch. Intentar explicar su magnífica e insuperable trama sería bastante difícil, ya que estamos hablando de algo mucho, mucho mejor y revuscado que los argumentos de cualquier Final Fantasy o Dragon Quest. De hecho, es uno de los pocos juegos que tienen influencias de la filosofía clásica. Este título, en particular, bebe principalmente del Memento Mori.

No es sólo por la historia, sino que también los gráficos son geniales y muy realistas, reflejando a la perfección una ciudad moderna japonesa. ¿Quién necesita mundos exóticos y universos paralelos cuando la realidad supera a la ficción? Tonterías. Aparte del aspecto visual, el apartado sonoro es extraordinario, Shoji Meguro se muestra una vez más como lo que es, un excelente compositor moderno, a lo que cualquier músico debería aspirar a ser.

El juego, como es ya común, mezcla a la perfección los elementos de los RPG, creando un sistema de combate propio y más completo, con el día a día de cualquier adolescente normal. Cosas tan simples como ir al colegio, coger el tren, comer en un restaurante, salir con los amigos o ir de compras toman un cáriz importantísimo dentro del desarrollo del juego, debido a los Social Links, que determinan lo poderosos que serán los Personas que manejes.

El cual es otro punto importante, la creación de Personas. Los cuales están muy bien diseñados, son originales y no caen en tópicos. Muchos de los Persona están basados en la demonología y mitología nórdica y japonesa, siendo apariciones recurrentes Belcebú, Loki, Izanagi y demás nombres muy conocidos, que no hacen más que reafirmar la originalidad de los diseños, ya que nos muestra la visión actual de las divinidades más antiguas. Cada Persona es un mundo, tiene sus estadísticas y habilidades, resistencias y debilidades, por lo que hay que tener mucho cuidado a la hora de combatir.

Otro punto de interés, la dificultad. Es. Jodidamente. Difícil. Esto, sumado a la gran duración del juego, y a la posibilidad de varias misiones secundarias, diversos retos y a los propios secretos que esconde, lo convertirá en una auténtica odisea.

Es una maldita obra maestra.


Mención de consolación - Suikoden: otra gran saga.

Los Suikoden son muy mal afamados por sus gráficos mediocres y en ocasiones, malos. Pero no hay que juzgar a un libro por su portada. 

Es más, un Suikoden es muy profundo, y resulta un difícil desafío para el jugador. Su rollo es más bien bélico, pero integra muchos elementos fantásticos, y su argumento siempre suele estar bien trabajado. Por lo que me gustaría romper una lanza en su favor. Dale una oportunidad, igual es justo el juego que estabas buscando.


Número 1 - Shin Megami Tensei: Persona 4 (2008, PS2)


¿Has leido todo aquello de Persona 3? Pues ahora repítelo unas cincuenta veces y añádele una crítica y puteo flagrante a la televisión y sociedad actual, además de temas mucho más maduros, llegando hasta temas sexuales.

Resultado: ÉPICO. No hay nada más que decir. Venga, ¿qué podría decir? ¿Que probablemente sea el mejor RPG que existirá jamás? ¿Que además podría ser con facilidad el mejor juego para PS2, con permiso de Kingdom Hearts y Metal Gear Solid? Es una completa pena que casi nadie lo conozca, y que para más inri, en todas las críticas que recibe le bajan una increíble cantidad de puntos sólo por no estar en castellano. Cada día que pasa la gente me parece más subnormal, de verdad.

Porque nunca un juego ha dicho tanto como ha dicho Persona 4. Nunca un juego ha enseñado tanto como lo ha hecho Persona 4. Nunca un juego ha resultado más retorcido y complejo como lo ha sido Persona 4. Y nunca, ni siquiera el próximo Persona 5, por muy genial que sea, podrá acercarse ha significar lo que ha significado Persona 4 para mí. 

Antes, hace bastante tiempo, solía jugar a Persona 4 sólo los sábados. Desde que me levantaba hasta que me acostaba. Y, cuando no es verano, suelo dormir entre cinco y seis horas. Igual así os podeis hacer una idea de lo mucho que admiro a este maldito videojuego.

Esto ha sido todo. Muchas gracias por aguantar hasta el final como los hombres de verdad. Buenas noches, y que os den.




READ MORE - Los 13 mejores videojuegos RPG según Méndez.

Llego tarde, pero da igual.

20 jun. 2010

JO, JO, JO, JO, JO, JO, JO, JO.

Aish, mira que me gusta hacer enfadar a la gente. A propósito, llevo un par de días preparando una entrada con los mejores RPG de todos los tiempos. No es que sea excesivamente larga, es sólo que he jugado a demasiados. Me cuesta mucho, de verdad.

Adelanto un par de cosas: no aparecerán ni Final Fantasy VII ni Breath of Fire.


Y Keine cierra este puteo futbolístico.

READ MORE - Llego tarde, pero da igual.

Análisis: Stardust Crusaders.

13 jun. 2010

JoJo's Bizarre Adventure es aquel cómic que tus papás no te dejaron leer. Así es como me lo imagino. Normalmente, es Gantz quien presuntamente se lleva todos los honores de ser lo más sangriento, lo más bestia y lo más repulsivo que podrás leer. Claro está, que lo más probable es que no sea así, existen muchísimas obras que desconocemos hoy y desconoceremos mañana, y no me extrañaría que cualquier día se encontrase algo mucho peor. No obstante, en esta ocasión, Gantz nos sirve como un notable ejemplo, al ser uno de los seinen más populares. El punto álgido se encuentra en que Gantz tiene un gore y una violencia disfrutable, con la que pretende fascinar y entretener al público. Esto, sumado al hecho de que las víctimas de los abusos suelan (que no siempre) ser alienígenas, abre un mundo de posibilidades y mutilaciones varias. Un espectáculo carmesí. O más bien verde.

Pero personalmente, ya de por sí, siempre he pensado que a JoJo no se le ha dado ni se le dará el mérito que se merece. Claro, ¿quién quiere ver hombres musculosos, llenos de suciedad, sangre y sudor, entablando combates que tu cerebro nunca va a poder asimilar? Todos sabemos que vendería más si cualquier subnormal se pusiese un mono naranja y una bandana y se imaginase que es un ninja. Huy.

En otras palabras, y para ir resumiendo. JoJo, y sus combates, violencia, acción y demás parafernalia, es muchísimo más impactante y emocionante que cualquier cacería de Gantz. Sí, muy divertido, le ha reventado la cabeza, ahora le abre las tripas con la katana, qué guay. Gantz me gusta mucho, pero no os cegueis, en el fondo es lo más simple de la faz de la Tierra. Para los tiempos que corren, no produce tanto impacto mental como JoJo. Porque JoJo sí que ofrece fuerza bruta e inteligencia a partes iguales. Gantz se queda en la fuerza bruta.

Toda esta parrafada me sirve para decir que JoJo es muy bestia a veces y advertirte de lo que te puedas encontrar. Y en cierto modo, para alabar un poco lo que es el manga, porque anticipo que mi opinión sobre el anime, pues muy buena no es. ¿Por qué me tocará a mi poner a caldo todas las cosas que me gustan? Primero Haruhi, después 07th Expansion, luego Final Fantasy y ahora JoJo. Que asco de vida. Con todos ustedes, el pseudo análisis del anime de JoJo's Bizarre Adventure, Stardust Crusaders.

 Y vamos a destapar toda la mierda de este asunto.

Bien. Lo normal sería explicar un poco de qué va el argumento, y tal. Pero sería una putada. Niño, menos Bleach y más JoJo. Haber aprovechado mejor tu infancia. De verdad, es todo un universo, y si no has leído el manga desde el primerísimo capítulo, lo más probable es que no te enteres de absolutamente nada. En otras palabras, sería el equivalente de empezar a ver Tengen Toppa Gurren Lagann por el capítulo 10, cuando Kamina está ya bien muertecito. Le quita la gracia, no es lo mismo. Así que no me expandiré mucho con la historia. Tengamos en cuenta que a partir de aquí, estaré hablando todo el rato del anime, y tan sólo de los siete primeros capítulos, los únicos en los que participó Kon. No tengo suficiente valor como para seguir viendo más.

Han pasado ya un buen puñado de años desde que Joseph Joestar salvase al mundo de la amenaza de Cars y compañía. Todo comienza cuando Joseph hace una visita a su hija, la cual le pide que ayude a su hijo, Jotaro, que se cree que está poseido por un espíritu maligno. Este 'espíritu' resulta ser un Stand y bla, bla, bla, y luego Dio bla, bla, bla. Y punto. 

Pasemos a los personajes principales. 

Jean Pierre Polnreff

Nombro a Polnareff primero porque es el único que hace algo en los capítulos que he visto. Bueno, perdón. Polnareff. En realidad, no es Polnareff, lo cierto es que su verdadera identidad es la de...

 El marica de Guile.

Maldita sea, ¿cómo han podido hacer esto? Vale, Guile es un plagio de Stroheim, el cyber-nazi de la segunda parte de JoJo. Pero os aseguro que el Polnareff que aparece en el anime es una versión francesa de Guile. Joder, no han respetado ni los colores originales. Empezamos bien. Siguiente.


Kujo Jotaro

El verdadero protagonista. Le da dos guantazos a Noriaki en el segundo capítulo, y ya. En el resto, no hace nada. Y apenas dice nada. Bueno, al final Star Platinum se traga a Justice. Además, que no es ni Star Platinum. Literalmente es Suta Purachina. Maldito engrish. Malditos japoneses. Otro.


 Joseph Joestar

En sus años mozos fue el personaje más badass de toda la historia. Ahora, en el anime, es sólo un viejo que habla, habla y habla sin parar. No, tampoco hace nada. Sólo hablar.


Mohammed Abdul

Un egipcio que controla el fuego. Se zurra con Jotaro en el primer capítulo. Después, pseudo-muere con el balazo de Hol Horse. Y reaparece antes de tiempo en la pelea contra Justice. Tampoco hace nada.


Kakyoin Noriaki

Un japonés que intenta matar a Jotaro en el segundo capítulo. Luego se une al grupo, pero no hace un carajo. Al final ayuda un poco a Polnareff en la pelea contra J. Geil, pero vamos. No hace un carajo, repito.


 Dio Brando

El malo malísimo que sólo aparece de refilón en el anime. No se le ve ni la cara. Paso de ver los otros capítulos (las OVA's de los 90) para verle la jeta. Paso.

Básicamente, este es el abanico principal de personajes. Siendo Polnareff el que más participa en la serie por los motivos que veremos a continuación. Pasemos a los capítulos.

Capítulo 1: Abdul y Joseph sacan a Jotaro del trullo.
Capítulo 2: Jotaro pelea con Noriaki. Holly enferma por la maldición de Dio.
Capítulo 3: El avión en el que viaja el grupo se estrella en el mar, y son recogidos por Strenght.
Capítulo 4: Polnareff se encuentra con J. Geil y Hol Horse.
Capítulo 5: Segunda parte de dicho combate.
Capítulo 6: El grupo se enfrenta a Justice.
Capítulo 7: Segunda parte de dicho combate.

Por ende. Tenemos Polnareff para dar y tomar. Joder, el único personaje que no se parece en nada al original del manga es quien más cámara chupa y quien más combate. De puta madre. 

El primer problema serio que encontré en el anime fue en el capítulo 3. Cuando el grupo (Jotaro, Joseph, Abdul y Noriaki) es recogido por Strenght. ¿QUÉ COJONES PINTA POLNAREFF EN ESE MALDITO BARCO? ¡ME ESTAIS CAMBIANDO LA JODIDA TRAMA Y EL JODIDO ORDEN DE LA MALDITA HISTORIA, COÑO! Pero bueno. No pasa nada. Seguro que ahora Jotaro se enfrenta a Strenght y lo derrota en un épico combate, como en el manga. ¡PUES TAMPOCO! ¡EN CUANTO EMPIEZAN A LUCHAR, POLNAREFF LO CORTA EN DOS POR DETRÁS! ¡AGH! ¡MENUDA MIERDA DE EPISODIO!

Siguiente fallo. Dejando a un lado la supresión de capítulos, escenas, combates y demás, claro. Abdul se recupera y vuelve con el grupo en la lucha con Justice. No, mal, fatal. En el manga tarda muchísimo más en regresar, haciendonos creer que está muerto de verdad, lo cual en su día fue un momento bastante dramático. En el anime se limita a ir desde '¡Oh, no! ¡Abdul ha muerto!' a 'Anda, Abdul, te estábamos esperando'. Lo cual implica un fallo enorme en el desarrollo de la historia.

¿¡Y DESDE CUANDO ENYA GEIL ES UNA MUJER JÓVEN Y BUENORRA?! ¡ES UNA VIEJA LOCA Y CHOCHA, MALDITA SEA!

Ugh. Me es imposible seguir con esta maldita farsa.

Es una serie bastante mala. El doblaje es horrible. ¿Banda sonora? Si no tiene ni opening ni ending. La animación es muy regular. La historia la cambian como quieren. Los personalidad y comportamiendo de los personajes cambia un poco. Y HAN MANCILLADO A POLNAREFF. Sí, es un personaje que, aunque llegue a ser algo pringado y presumido, me cae bastante bien. 

Oh, y no me vengais ahora con que los capítulos que me quedan son mejores que la adaptación del 2000. Me da igual, quedaosla para vosotros. No me ha gustado este anime. 

Siendo sinceros, no es peor que la adaptación de Gantz. No es peor que K-ON!. No es peor que Gundam Wing y otras mariconadas por el estilo. Siendo críticos, como anime en sí es mediocre, llegando a ser mala en varias ocasiones. Pero ocurre que, teniendo el maldito manga para comparar un poco los resultados, se ve a la legua que el anime no está, ni en sueños, a su altura.

Lo he intentado, he hecho el esfuerzo. Pero no me ha gustado. No. Tampoco tengo muchas ganas de ponerlo demasiado a parir debido a la influencia del épico manga, llamadme imparcial. Así que, ¿conclusión?

EL ANIME DE JOJO ES UNA MIERDA.

Fin del análisis. Leed el maldito manga o pegaos un tiro. Ah, y por cierto...

Llevo descojonándome un buen rato.
¿Querías cabreos, críticas destrucivas, o por el estilo? Mala suerte. Esta vez no. Y así cerramos este no demasiado memorable capítulo en la historia de JoJo. Ahora tiembla, K-ON!!. La que te espera.
 Sakuya: WRYYYYYYYYYYY!!!
 


  
READ MORE - Análisis: Stardust Crusaders.

7 de cada 10 españoles son gilipollas.

7 de cada 10 españoles prefiere el fútbol al sexo. El mundo se va a acabar antes de lo que creía. Gracias, Runtime, por alegrarme el día. Toma pareado.

Por cierto, el análisis de Stardust Crusaders está al caer. Igual hoy. Un pequeño adelanto del mismo.

 Más o menos será algo así.

READ MORE - 7 de cada 10 españoles son gilipollas.

El mejor Final Fantasy es el VI.

10 jun. 2010

Vaya, vaya, vaya. ¿Quién lo iba a decir? La verdad, nadie se esperaba que cayese tan bajo, pero sintiéndolo mucho, he de alegrarme por los hechos. Supongo que las cosas caen por su propio peso. Imagínalo. Si yo me hubiese comprado el Final Fantasy XIII ahora mismo me estaría tirando de los pelos. Hubo y hay gente a la que le gustó el juego, que por haberlos, haylos. Muy bien. Un saludo para ellos. Pero el asunto ha ido demasiado lejos. Ya no es cuestión de 'es un buen juego', 'es un mal juego'. Nah. Ahora es cuestión de orgullo. Vamos a ver, es muy simple. Si yo un buen día llegase a mi tienda habitual de videojuegos, y comunicase mi intención de adquirir el mencionado Final Fantasy XIII, y el dependiente me pidiese tres míseros euros por el juego, ¿qué cara crees que se me quedaría? ¿Tu lo comprarías? Cuestión de orgullo. Lo malo es que este tipo de situaciones nunca se darán en España. Qué lerdos somos.

Me gusta hacer leña del árbol muerto. Pero a estas alturas ha perdido la gracia. Mira que siempre intento no echarme a la gente al cuello, pero en fin. Hay que tener mucho, pero mucho valor para seguir defendiendo que Final Fantasy XIII es un buen juego. Cosa muy distinta a decir que te gustó, no confundamos. Los hechos son los hechos. Piensa un poco.

Y como extra, hoy veremos cual es el mejor Final Fantasy de todos, y no se hable más. Como ya lo he dejado patente en el título, no hace falta meter más misterio. Sí, el mejor Final Fantasy es el VI.


Como dar motivos por los que Final Fantasy VI es el mejor es demasiado sencillo, daré motivos por los que los demás no son mejores.

Final Fantasy I

'¡Hola! ¡Somos cuatro pringados sin nombre que tenemos que encontrar los cuatro cristales de la luz para derrocar al mal!' 

Así comenzaba la saga de Final Fantasy. Un juego muy mediocre con un argumento y sistema de juego aún más mediocres y con unos gráficos regulares para la época. Otras muchas sagas, como Fire Emblem, Tales of, Lufia, Suikoden, Dragon Quest o Megami Tensei le pegaban palos por todos lados. Si es que la gente es gilipollas.

Final Fantasy II

¿Cuando algo triunfa, debemos modificarlo? ¿Para qué? Final Fantasy II es lo mismo de antes pero con diálogos más decentes y personajes con nombre y voz propia. Otro peñazo. Aún así, Firion es decentemente badass. Pero bah, ¿siguiente?


Final Fantasy III

Pues de este no me acuerdo muy bien, lo jugué hace siglos. Y si no he vuelto a jugarlo, por algo será.


Final Fantasy IV

El primer buen Final Fantasy, hablando en términos críticos. Cuenta con una historia muy interesante, unos personajes bien construidos y bastante más humanos, y el sistema de juego clásico que conocemos. Podía también haber sido el mejor Final Fantasy, pero los gráficos y la música no acabaron de cuajar del todo, aunque eran muy competentes. Siempre he pensado que la gente, hasta los mismos programadores del juego, subestiman mucho esta entrega.


Final Fantasy V

No, Final Fantasy V no me gustó. No mencionaré su pésima traducción al castellano (aunque ni la del VI es perfecta), ni la tontería de poder cambiar de oficio en los personajes, algo que sólo podría funcionar en juegos como Tactics y Tactics Advance, sino que, además, está Exdeath. Odio a ese tío. Es un maldito árbol, y es más infantil que un niño de primaria. Me da igual que sea superpoderoso y superdifícil, es cutre y con ganas. Un corte de manga para tí si no opinas lo mismo.


Final Fantasy VII

No lo he jugado. Pero me conozco los personajes, la historia, los enemigos, las muertes y la música casi a la perfección. Por lo que si jugase, no me sorprendería de absolutamente nada. De todas formas, me parece un buen juego, visto lo visto, pero no el mejor.


Final Fantasy VIII

No me gusta para nada. Es como si todos los personajes fuesen de relleno. La historia es bastante sosa. No me gusta, y punto.


Final Fantasy IX

Es mi único gran desconocido. No tengo ni idea sobre él, así que me abstendré de opinar. Pero eso sí, Kuja parece andrógino.


Final Fantasy X

Final Fantasy X. Puede que fuese medio lineal, y que la mayoría de los combates no tuvieran demasiada emoción, pero era adictivo y tenía una historia genial. Los gráficos y la música también eran muy buenos. Y luego estaba el blitzbol. El deporte de los hombres (y mujeres) de verdad.


Final Fantasy XI

El World of Warcraft es una mierda. Con esto creo que ya está todo dicho.


Final Fantasy XII

Bueno, Final Fantasy XII no se planteó del todo mal. Los graficos eran muy buenos, los personajes no eran malos del todo, y la historia era más o menos decente. ¿Cuál era el problema? El sistema de combate, que era una reputísima mierda. Eso si que fue cagarla a lo grande.


Final Fantasy XIII

No, más bien no.



El veredicto está claro. No hay más que hablar. De momento.




READ MORE - El mejor Final Fantasy es el VI.

Primera experimentación de Yuki Nagato.

7 jun. 2010


Buenas noches. Soy lo que ustedes la raza humana entiende por el término 'extraterrestre', y respondo al nombre de Yuki Nagato.

Existe una posibilidad de que muchos se cuestionen por mi aparición en este ínfimo blog, en lugar de efectuar mi aportación en el espectáculo llamado La Melancolía de Haruhi Suzumiya. La respuesta es tan sencilla que cualquier forma humanoide del planeta Tierra podría procesarla.

En cierto capítulo, cuya numeración no se me permite revelar, quedé encerrada en un plano temporal creado a partir de un error ocasionado por la ineptitud del ente conocido como Mikuru Asahina, la cual se encontraba en un forcejeo moral con la gran fuente de datos a la que me asignaron vigilar, Haruhi Suzumiya. Mikuru causó una distorsión en el plano temporal en el que Haruhi Suzumiya se encontraba, por lo que me vi encerrada durante eones. Cuando logré deshabilitar la distorsión del plano, uno de los prototipos que se me habían asignado, Ryoko Asakura, en un espacio paralelo a la realidad, consigue el fin de asesinar al sujeto experimental en cuestión, Kyon. Este hecho desató la ira desmesurada de Haruhi Suzumiya, quien no dubitó a la hora de destruir su plano temporal mencionado anteriormente, destruyendo la Tierra y parte del Universo que todos conocíamos. Los siguientes años tras el acontecimiento, regresé a la Entidad de Integración de Datos, y debido al fracaso de mi misión, fuí desactivada y enviada a otra dimensión.

No estoy segura del tiempo que pasó a partir de la desactivación, pero regresé a mi correcto funcionamiento tras mi recogida por la forma de vida llamada Méndez, y fui puesta a su servicio. Méndez me ha encomendado la tarea de recoger datos de la sociedad humana del siglo XXI, para obtener una mejor comprensión de su reducido cerebro para, posteriormente, conseguir su permiso de poder causarles alguna que otra molestia, cosa que me resulta placentera y agradable como interfaz que soy. Méndez me dejó a cargo de su cuenta del primitivo servicio de mensajería instantánea Hotmail, y a varios contactos con los que poder interactuar, presumo que seleccionados previamente al azar. He aquí mi primer acercamiento a las nuevas culturas:


YUKI.N>:  
Saludos, terrícola.

xxxxxxx:
wenass

xxxxxxx:
qien ers?

YUKI.N>:  
Soy una interfaz humanoide alienígena de la Entidad de Integración de Datos.

xxxxxxx:
soi el elegido?

YUKI.N>:
Eres un humano con un nivel de inteligencia muy inferior a la media, llegando a ser primitivo.

xxxxxxx:
pero soi el elegidoooooo!!

YUKI.N>:  
No.

xxxxxxx:
=(   

YUKI.N>:  
Afortunadamente, el futuro de la humanidad no recae en tus hombros.

xxxxxxx:  
uuuuuuuuuuuhhhhhhhhhhhhhhh,lo qe me a dichoo...

YUKI.N>:  
Mi sistema motriz detecta cierta estupidez en la atmósfera.

xxxxxxx:  
qe intentas decirmee??

YUKI.N>:  
Mis superiores no me permiten revelar dicha información.

xxxxxxx:  
entonces no te puedoo ayudar terricola!!!

YUKI.N>:  
No soy un terrícola. Soy una interfaz humanoide alienígena de la Entidad de Integración de Datos.

(xxxxxxx se desconecta.)


Hasta aquí el primer contacto con el presunto adolescente medio de este tiempo. Hay algo que mi ordenador central no consigue asimilar, el por qué de la idiotez y de la falta de conocimiento de la lengua castellana de nuestro conejillo de indias. Me encargaré personalmente de indagar más en este asunto, con una personalidad anteriormente programada más agresiva, por lo que la próxima vez no intentaré ser amigable ni dar explicación alguna. La próxima vez no cuidaré de guardar anonimato alguno de las víctimas del experimento de Méndez.

El cual, por cierto, no cesa de comunicarme que 'la segunda temporada es una mierda'. Aún no he conseguido resolver este acertijo. Sin más, me despido. Tendrán noticias mías. Cuídese. Usted puede ser el siguiente.
READ MORE - Primera experimentación de Yuki Nagato.

Los mejores y peores Robot Masters según Méndez.

6 jun. 2010

Mega Man fue todo lo que actualmente debería ser, o al menos, acercarse a ser, un videojuego. Uno de los puntos que dicen mucho a su favor son los indudables e inconfundibles enemigos, clásicos en la saga, los Robot Masters. La característica fundamental de los Robot Masters era su debilidad frente a un arma en particular. Porque si tu elección es errónea, las puedes pasar muy putas. Tampoco es algo que no se sepa. Mega Man tiene su justa fama, el problema es que los pseudo-gamers de estos nuestros días (gaymers, como me gusta escribirlos) tienen un flán por cerebro.

Aunque, claro. No me malinterpretes. Como con todo, hay cosas que no me gustan de Mega Man. No hablo del Starforce (Espera, ¿eso cuenta como Mega Man? Ugh). Tampoco difamo su excelente jugabilidad, y por consiguiente, su más que necesaria dificultad. Hablo de que, por supuesto, hubo Robot Masters que no me gustaron ni un ápice. Y viceversa.

Ergo. Una vez más me he tomado la libertad de seleccionar en una nueva clasificación lo que para mí han sido los mejores y peores Robot Masters de la saga de Mega Man clásica. Abarcará todos los juegos, desde el Mega Man 1 hasta el Mega Man 8, ya que no he tenido ocasión de jugar a las dos últimas entregas (no tengo ni idea de cómo lo haré, francamente). Estaré algún tiempo con entradas más ligeras, de tono más cómico o bien rankings como este, hasta que pueda preparar del todo la crítica de K-ON!!. No es que quiera adelantar nada, pero algo voy a decir: me está gustando menos que Ookami Kakushi. Ahí queda eso.

Volviendo al tema. Existen muchos motivos en los que me he apoyado para realizar la clasificación. En los peores jefes las razones pueden ser, por ejemplo, su poca originalidad, su pésimo aspecto gráfico, su simpleza y facilidad para despacharlos, que la habilidad que recibas de ellos sea una puta mierda, el odio personal que me infunden, etcétera. ¿No estás de acuerdo? Genial, eres adoptado.


Los 7 peores Robot Masters según Méndez


Número 7: Aqua Man (Mega Man 8)


Aqua Man es el único enemigo de Mega Man 8 que no me gusta. Me parece un jefe totalmente anacrónico.

Vamos a ver. Estamos en 1996. Los robots basados totalmente en elementos, como Fire Man, Elec Man o Ice Man, están ya más que vistos dentro de la saga. Además, Aqua Man es simplemente eso. Se limita a disparar chorros de agua. Vale, hay otros robots como Splash Woman o Dive Man que también están metidos dentro de todo el rollo del agua, pero al menos son un resultado mucho más original y carismático que este personajucho. Además, no se limita a esto. Aqua Man es anacrónico, por el simple hecho de que resulta muy heterogéneo en comparación a los demás robot masters del juego. No pega absolutamente en nada. Como mucho, mucho muchísimo, con Frost Man. Y esto sería hacerle una putada al bueno de Frost Man.

Si hubiera aparecido en el primer Mega Man, igual me hubiese hasta gustado, con unos cuantos cambios en el diseño y con unos movimientos más creativos. Ahí, probablemente, sí que sería un robot más factible.

Pero, bah. Podría resumirlo con un 'Me parece una mierda', y punto. Qué manera de complicarme.


Número 6: Junk Man (Mega Man 7)

 

UGH. Este no tiene ni explicación. Es Junk Man. Junk. Man. JUNK MAN, MALDITA SEA.

No se por qué tengo siempre esa impresión de que casi todos los enemigos de Mega Man 7 están creados a partir de muchos trozos de mierda, siguiendo una estructura completamente aleatoria. Mejor me callo. Sigamos metiéndonos con Junk Man.

Horrible, aborto, malparido, mamahuevos, gilipollas, subnormal, desgraciado, amorfo, tonto, deformado, traga-bukkakes, marica, idiota, mamón, sabandija, mamarracho, besugo, calzonazos, estúpido, lerdo, zote, zopenco, merluzo, bucéfalo, cateto, paleto, desperdicio, inútil, lento, bobo, ignorante, tocapelotas, patético, hijo de puta, hijo de dos putas, hijo de mil putas, división entre cero. Mierda.


Número 5: Plant Man (Mega Man 6)


Si me preguntan, Mega Man 6 es el juego que menos, y con diferencia, me gusta de los ocho primeros Mega Man clásicos. Por culpa del diseño tan malo que tienen sus robot masters. Francamente, no sé que les pasó. ¿Se quedaron sin ideas? No creo, pues en Mega Man 7 y más tarde en el 8 hicieron un buen trabajo. Fue una pena que la entrega que cerró los juegos para NES tuviera muchos de los peores enemigos jamás creados.

Plant Man es uno de los ejemplos que podría sacar. O sea. Plant Man. Un hombre flor. Maldición.


Número 4: Centaur Man (Mega Man 6)




Centaur Man es otro de los ejemplos de la absurda improvisación a la hora de diseñar los gráficos. Quiero decir, ¿un centauro? Enhorabuena, habeis jodido años y años de mitología griega. ¿Para cuando una Succubus Woman para terminar de alegrarme el día, eh? Bastardos. 

Perdona que no hable demasiado de estos dos, no me gustan los enemigos de Mega Man 6 y punto. Anda y vete a cagar por ahí.


Número 3: Wood Man (Mega Man 2)

 

Charizard usó Lanzallamas.


Número 2: Toad Man (Mega Man 4)

 

Si me preguntan por el enemigo más inepto, incompetente, simple y fácil de derrotar, Toad Man sería mi respuesta, sin lugar a dudas. Se limita a saltar. Saltar. SALTAR, MALDITA SEA.

Y, joder, un sapo. Mierda, hablo de originalidad, frescura e innovación, y vale que estemos en los noventa, pero esto es ya pasarse. Huevones. Que sois unos huevones. Esto es pasarse, y por mucho.  ¿Qué será lo proximo? ¿Snake Man? Oh, mierda.


Número 1: Bubble Man (Mega Man 2)




Hablando en términos de odio, en el fondo no hay apenas ningún personaje que odie demasiado. Bubble Man es, al poseer mi primer puesto, la excepción. Odio a Bubble Man. Es totalmente subnormal. 

Joder, llevo un buen rato sumergido en el agua, cosa que para empezar no debería poder hacer un robot, pero bueno, esto es secundario. ¿Y ahora me daña una maldita burbuja de mierda? Pero vamos a ver. Puedo comprender que Rayo Burbuja en Pokémon haga daño, están lanzadas a presión, puede colar. Los ataques de Bubble Man se ven venir, son lentos, sosos, aburridos, e incapaces de dañar físicamente a nadie. MEGA MAN NO ES UN MALDITO POKÉMON DE FUEGO. No, o sea. Te da la impresión de que los programadores se ríen de ti. ¿Fire Man? ¿Guts Man? ¡Ahora verás lo que es bueno con Bubble Man! Gilipollas.

Y encima es un jefe tremendamente fácil. No me gusta el diseño. No me gusta nada. Cero. Odio a este subnormal. 

Otros personajes que no le gustan demasiado a Méndez:

-Snake Man (Mega Man 3)
-Spring Man (Mega Man 7)
-Yamato Man (Mega Man 6)
-Pharaoh Man (Mega Man 4)
-Skull Man (Mega Man 4)
-Ice Man (Mega Man 1)


Los 7 mejores Robot Masters según Méndez


Número 7: Grenade Man (Mega Man 8)


Grenade Man. Sólo hay una cosa más peligrosa que un robot master. Un robot master que es capaz de destruir absolutamente cualquier cosa. Grenade Man es uno de esos. Incluso llega a destruir el campo de batalla en el que lo enfrentas. Lo cual dice mucho de él (aka badass).

Éste robot posee la originalidad y atrevimiento al que me refiero. ¿Te has fijado en que el torso y la cabeza tienen la perfecta forma de una granada? Puede parecer obvio, viendo el nombre del robot, pero el diseño sabe disimular y en cierto modo 'esconder' el origen de Grenade Man. En Mega Man 8, el diseño de los personajes es excelente. Resulta curioso que para crear unos personajes (hablando en términos generales) tan buenos hayan tardado tantos años, desde Mega Man 1 y 2. Espero que el 9 y el 10 sean de este palo.

Lo más importante, su Flash Bomb será lo que más uses en todo el maldito juego. No por potencia o precisión, sino porque es totalmente badass.


Número 6: Drill Man (Mega Man 4)


Listen! Don't believe in yourself. Believe in me! Believe in me, who believes in you! Your drill is a drill that will pierce the heavens! Whether it's laughable or irrational, this is the path that ALL great men walk! If there's a wall in our way, we'll destroy it! If there's no road, we'll pave it with our own hands! The magma in our hearts is blazing like flames! WHO THE HELL DO YOU THINK I AM?!


Número 5: Cut Man (Mega Man 1)


Cut Man, la pesadilla (o sueño) de los emos. ¿Se necesita decir más? Es un maldito robot con unas malditas tijeras en la maldita cabeza. Cut Man es lo más hardcore que verás en Mega Man.


Número 4: Bomb Man (Mega Man 1)


Coño, por fin. Por fin alguien se ha dado cuenta de lo importante. Veamos, si quieres conquistar el mundo, no crees robots que tiren burbujas o que parezcan sapos retrasados. Crea robots que tiren jodidas bombas, claro que sí. Lógica aplastante. 

Y Bomb Man cumple. Vaya que si cumple. ¿Qué es mejor que un robot que arroja bombas? Un robot que arroja bombas gigantes. Sí señor.


Número 3: Quick Man (Mega Man 2) 


Quick Man es rápido. ¿A que no te lo esperabas? He aquí uno de los enemigos más veloces, saltarines y difíciles de acertar que existen en toda la saga. Es más, la única forma, practicamente, de vencerlo, es parando el tiempo con la habilidad de Flash Man para bajarle la energía a la mitad, para después aguantar sus acometidas y lanzamientos de boomerangs. Si te lo encuentras estás jodido, creeme.

Además, tiene un diseño clásico. Me encanta.


Número 2: Tengu Man (Mega Man 8)


Tengu Man es además mi líder favorito de Mega Man 8. Es uno de los pocos enemigos que tienen la capacidad de volar, por lo que ya nos condiciona a estar en constante tensión. Tengu Man no se va a estar quieto, y no lo estará jamás si no usas la Ice Wave de Frost Man. Por lo restante, sus ataques suelen consistir en embestir de un lado a otro, lanzar tornados y bolas de viento y poco más.

El diseño y personalidad del robot es excelente, su stage es magnífica y la habilidad que obtenemos tras derrotarlo, Tornado Hold, es de las más útiles en toda la historia de los videojuegos. En serio. Resulta curioso que luego Aya (Touhou) no me guste ni un pelo.


Número 1: Metal Man (Mega Man 2)

 

Al final, mi robot master favorito no es otro que Metal Man. Poco hay que decir, simplemente siéntate a admirar su majestuosidad y su espíritu badass.


Otros robots que cuentan con el aprecio de Méndez:

-Fire Man (Mega Man 1)
-Search Man (Mega Man 8)
-Frost Man (Mega Man 8)
-Napalm Man (Mega Man 5)
-Flash Man (Mega Man 2)
-Air Man (Mega Man 2)



Ah, y me he comprado una camiseta del Kotetsu Jeeg original. Soy feliz. 
READ MORE - Los mejores y peores Robot Masters según Méndez.

Related Posts with Thumbnails