Odio cuando mi madre juega a Spyro.

26 abr. 2011

Por ahí dicen que los videojuegos son una mala influencia. Hombre, mentira no es, mírenme, soy un desiquilibrado mental, escucho música clásica, leo libros y tal.

Los primeros recuerdos serios y nítidos que tengo relacionados con los videojuegos se pueden resumir en una Game Boy ajada ya de por sí y el cartucho del Pokémon Rojo. O el Azul. Los dos. Creo. Aunque como curiosidad, el primer juego de Game Boy que llegué a tener fue el Pocket Bomberman.

No obstante, hay algo de aquella época de primerizos por la que pasamos hace cuánto, ¿diez años? que creo que estoy en la obligación de destacar. Y es curioso que, en tiempos en los que los juegos multijugador dominan ampliamente todo el terreno comercial, éstos, más que unir a las personas, causen un efecto más bien contrario. Lo confieso. Vengo de una generación en la que nos parábamos a ver como otra persona jugaba a un videojuego. Con eso ya estábamos más que entretenidos. Y encima, tu amigo era un ser humano racional y fiel a sus principios y hasta te dejaba jugar "hasta que te matasen". Normalmente los juegos eran para un solo jugador. Por lo menos, casi todos los que yo tenía.

Porque, igual era por aquel espíritu rebelde al que cantaba Kurt Cobain, pero eso de que un juego fuese para un solo jugador, yo al menos, no acababa de procesarlo del todo. Esta es la curiosidad de hoy. Porque yo recuerdo perfectamente haber pasado tardes enteras con mi familia al completo jugando a la PSX.

Sí, como lo oyen.

PSX, uniendo familias desde 1995. 

Efectívamente, esto era algo totalmente normal para mi. Eso incluye, no solo ya a mi hermano, sino a mi señor padre y a mi señora madre. Llegar a casa y encontrarme a mi padre jugando al Medievil, era totalmente normal. Así he acabado.

La cuestión es que recuerdo dos juegos a los que principalmente jugábamos. Cierto que habían sacado ya juegos como el Tekken o cualquier videochorrada de deportes, pero siempre hubo dos juegos, o más bien sagas, a las que la familia Méndez se mantuvo fiel: Crash Bandicoot y Spyro. Nunca le he cogido mucho cariño a Crash. Pero bueno. Eran videojuegos para un solo jugador pero seguíamos aquella ley no escrita de "una vida cada uno". Y nos lo pasábamos bien. Creo.

En fin, desconecto ya el modo nostalgia. Hay algo que he de decir. No es por parecer un grosero, pero tengo que decirlo.

Cuando jugaba mi madre, con todo el respeto que tengo, he de decir que acababa de los nervios. ¿Por qué? Muy sencillo.

PORQUE SE PARABA A RECOGER CADA PUTA MANZANA, CADA PUTA MONEDA, CADA PUTA JOYA Y CADA JODIDO ITEM QUE APARECIESE EN PANTALLA. 

Me molestaba entonces y me molesta ahora.

Puedo entender que recoger dichos objetos sea parte del encanto del juego. Es más, en Spyro, sin ir más lejos, había veces que tenías que pagar un determinado número de joyas para poder continuar.

Una cosa es ser precavido. Otra muy distinta es tener un puto síndrome de Diógenes digital.

Puede que en ciertos juegos, cuantos más determinados objetos de un tipo recogías, obtenías más o menos puntuación. Y yo pregunto, ¿qué más da? Si lo único que interesaba, y más por aquel entonces, era pasar de pantalla.
READ MORE - Odio cuando mi madre juega a Spyro.

Mahou Shoujo Madoka Magica: Capítulo 1.

22 abr. 2011

Vamos, Shaft, dame un buen anime. No te pido un Bakemonogatari, sólo un buen anime.

Más de uno lo estará esperando desde hace tiempo, y además, lo tengo pendiente desde que lo anuncié. Pues bien, no se hable más. Veamos lo que nos ofrece este primer capítulo de Mahou Shoujo Madoka Magica. Que de comienzo el (posible) espectáculo.


 Confirmado, es un anime de Shaft.

Típico de Shaft.

Ah, por fin algo coherente.

Y así empieza el anime. Con nuestra protagonista, Madoka Kaname, corriendo por un escenario creado por los señores de Shaft. Es decir, demente. Madoka sigue corriendo un rato hasta que abre una puerta y se encuentra en otro sitio totalmente diferente. Una especie de ciudad devastada por vete tu a saber qué, es imposible definir algo así. La cosa es que hay una chica luchando contra... algo. Parecen espermatozoides con forma de dragón multicolor. A mi no me miren. La pelea, por cierto, está acompañada por la maravillosa música de Yuki Kajiura. Eso es muy bueno.
 TASTE THE RAINBOW, BITCH.

Pero parece ser que la lucha no le va demasiado bien, así que Madoka empieza a preocuparse y a espantarse por el espectáculo. Y digo yo, señores de Shaft, puede que Madoka sepa lo que está pasando, pero nosotros no.

En fin, da igual. Sigamos viendo.

 ¿Eh? ¿De dónde sale la voz de Kagami?

Ah, vale, de este... o sea, de esta... de esto... Lo que sea.

Increíble. Han conseguido contratar a Emiri Katou. Sí, esa seiyuu tan famosísima que destaca por sus muchos papeles importantes. Por ejemplo, el de Kagami Hiiragi en Lucky Star, el de Mayoi Hachikuji en Bakemonogatari, el de... sí, aquel de... y ese otro de... No, ya está, sólo esos dos.

Y bueno, ¿qué demonios viene a hacer este bicho?

Yo aceptaría, en estos tiempos de crisis eso de tener un contrato está muy jodido.

Ya decía yo, era demasiado bonito como para ser verdad.

Total, que toda esta esquizofrenia no era más que un sueño. Así que Madoka se despereza y se levanta de la cama con los ánimos suficientes como para enfrentarse a la temible... ¡cotidianidad!


Pues sí que tiene que pesar. Chiste malo. Siguiente.

Primera misión del día: despertar a Mamá. Ojo, es una misión digna de un Kingdom Hearts. Pero no resulta fácil, así que Madoka recurre a la técnica definitiva.

TASTE THE POWER OF LIGHT, BITCH.

No, en serio, la luz solar es un recurso muy extremo que no debe tomarse a la ligera.

Pero bueno, cumple su cometido.

La siguiente escena se limita a mostrar a madre e hija preparándose para ir al trabajo/instituto. Pero al estilo de Shaft.

Típico de Shaft.

Pero no crean que Madoka Magica se limita a mostrarnos la rutina de la familia Kaname. También hace hincapié en mostrar algunos de los dilemas existenciales de sus miembros. Problemas morales y filosóficos bastante graves que no se deben tomar a la ligera, ya que...

...la roja.

Resuelto el problema, vemos a la familia desayunando tranquilamente.

 Típico de Shaft.

¡Oh, no! ¡Se hace tarde! ¡Rápido, Madoka, que tienes que ir al colegio! ¡Vaya, esto es demasiado emocionante! ¡No puedo esperar a ver si consigue llegar a tiempo!

Y el verbo Llegar también.

Finalmente Madoka con sus amigas Hitomi y Sayaka llegan a tiempo a clase. Clase en la que, espero, traten temas serios y adultos, que inviten al alumno a la reflexión y a tener conciencia del mundo en el que...

Es importante saber utilizar las salsas adecuadamente.

Parece que hay una alumna nueva en clase. Y cuando entra, no es otra que la chica que vió Madoka en su sueño. Lo cual la deja perpleja.


La chica se presenta como Homura Akemi. Y a continuación, protagoniza la escena más estúpida que he visto en mucho tiempo.

Vale, está escribiendo su nombre en la pizarra...

Los alumnos se asombran...

Se asombran aún más...

¡Y le aplauden por saber escribir su nombre!

Me encanta su mirada de desprecio y superioridad. 

Estarás orgullosa. No es algo que todo el mundo sea capaz de hacer. Siguiente escena, por favor.

A continuación, los alumnos empiezan a masacrar a Homura con las preguntas típicas que se le hacen al chico nuevo de la clase. Pero esta quiere escabullirse y se hace la enferma, así que le pide a Madoka, la cual sigue sorprendida de ver a Homura en clase, que la lleve a la enfermería. Pero durante el camino le dice que si quiere a su familia y a sus amigos, que siga siendo Madoka. O sea, una amenaza en toda regla. Pero no acabo de pillarla. Supongo que se referirá a lo de convertirse en chica mágica que le comentó aquel Digimon raro con la voz de Kagami.

 Típico de Shaft. 

Se acaban las clases y Madoka sale a dar una vuelta con sus amgas.

¿Hablais de K-ON?

Y tras una conversación trivial de la cual no hay nada destacable que decir, se marchan a una tienda de música.

Madoka está escuchando esta canción.

Ah, pues no. Están pidiendo ayuda de verdad.

Por lo que Madoka parte rauda a encontrar a la pobre víctima que pide ayuda mientras agoniza.

Típico de Shaft.

Escena de violación con tentáculos en 3, 2, 1...

¡No, han matado a Kagami!

Y justo cuando Madoka aprieta a la agonizante criatura contra su pecho plano, explota el techo y aparece Homura, queriendo rematar la faena.


 No te llamó, simplemente pidió ayuda, egocéntrica.

Pero Homura no está muy por la labor, y no le importa cargarse a Madoka también. Pero, entonces...

Eso de que el protagonista muera en el primer capítulo sólo pasa en Gantz.

Sayaka salva a Madoka utilizando un extintor. ¿Quién necesita bastones mágicos teniendo extintores? ¡Este anime no caerá en los tópicos de los animes de magical girls!

Resumiendo, que Madoka y Sayaka escapan.

 Llévalo a un Centro Pokémon.

Y ahora...

IT'S SHAFT TIME.




En un anime de Shaft.

"¡Sabía que no debíamos comer aquellas setas!"

Niños, no tomeis drogas ni veais animes de Shaft.

La cosa es que de repente se ven acorraladas por... mariposas y algodones con bigote. Sí, algodones con bigote. ¿¡QUÉ COÑO SON ESAS COSAS!?


En mis sueños, las chicas como tú no llevan ropa.

Hoy no duermo.

En el último momento son salvadas por una explosión provocada por otro personaje nuevo, Mami Tomoe. La cual parece conocer al bicho blanco moribundo.

Muy bien, ¿te importaría explicarnos ahora lo que está pasando?

Muchas gracias por ignorarme.

Vuelven a ser atacadas por el algodón asesino, pero Mami invoca sus escopetas voladoras que destruyen a todos los enemigos. Aparece Homura, intercambia unas pocas frases en clave con Mami y se larga.

Para mi siempre serás Kagami.

Es verdad, no me puedo tomar a este bicho en serio porque además de su aspecto, tiene la puta voz de Kagami. Emiri, sigue haciendo tsunderes, anda.

En fin, con Kagami curado, creo que ya es hora de que te expliques un poco.

 Este episodio es cíclico. Estamos igual que al principio.

Y fin del capítulo. No, si los de Shaft tontos no son.

Me he quedado exactamente igual que al principio. Claro está, es tan sólo el primer capítulo, tampoco puedes sacar demasiado de un primer capítulo, eso pasa en Madoka Magica como en cualquier otro anime. Bueno, menos en Overman King Gainer, eso sí que era un buen anime.

La verdad es que mal lo que es mal, no pinta. Y por lo que se dice del anime, puedo esperarme absolutamente cualquier cosa. ¿Mis impresiones? Que si no tienes demasiadas ganas de verlo al ser un anime de magical girls, no me ha parecido que tenga mucho que ver con este género, así que dale una oportunidad. Yo me lo terminaré. Más adelante. Ahora estoy ocupado con Fullmetal Alchemist Brotherhood.

 Mi Teniente Hawkeye tiene prioridad absoluta, lo siento.
READ MORE - Mahou Shoujo Madoka Magica: Capítulo 1.

Espero que el anime de Persona 4 sea decente.

18 abr. 2011

Nótese que este año promete. El anuncio de un anime de Persona 4, ya supera cualquier maldita noticia que puedan dar este año. Y eso ya es decir.

Pues eso, que promete. Promete desquiciarme. Intento ser positivo, pero eh, la posibilidad de que dicho anime arruine en medida la reputación del videojuego, pues hombre, está ahí, acechando entre los árboles. Como los píxeles azules asesinos del Strange Journey. Y súmale esto a la expectativa que lleva arrastrando la película póstuma de Kon. Más la precuela de Bakemonogatari, Kizumonogatari. Por poner algunos ejemplos, seguro que hay muchas más cosas. De todos modos, este año no puede ser peor que el 2010. Eso está claro.

De todos modos, he estado buscando información sobre el anime de P4. Encontré un trailer, que pintar, pues no pinta mal, pero tampoco pinta bien, porque no se aprecia gran cosa. Aunque hay algo que si que hay que decir.

Yo esperaba que Protagonista se llamara Seta Souji, como en el manga. Pero no, le han cambiado el nombre. Ahora se llama...

Yu Narukami.

 ¿Yu Narukami?

Pues sí. La verdad es que me gusta más que Seta Souji. Así que, Yu. Pero claro, esto tiene doble filo. En el inglés.

 








Pobre Yu.

Pues eso. Que espero impaciente a que comience la emisión. Pido por favor un poco de esmero en el trabajo. O sea, es el puto Persona 4. Es prácticamente ya un anime. Claro está, el videojuego, el original, siempre será mejor. Como en todo. Pero, ¿quereis darnos un buen anime, entretenido y medianamente fiel al juego? Adelante. Les espero con los brazos abiertos. Y una motosierra.
READ MORE - Espero que el anime de Persona 4 sea decente.

Related Posts with Thumbnails